La Rioja se convierte en el epicentro nacional del Derecho Alimentario con unas jornadas de formación pioneras que reúnen a jueces y magistrados

0
70

La consejera de Agricultura, Ganadería, Mundo Rural, Territorio y Población, Eva
Hita, participa en el acto inaugural de las jornadas que se celebrarán hasta el
próximo viernes, impulsadas en el marco del convenio entre el Gobierno de La
Rioja y el Consejo General del Poder Judicial para favorecer la formación de los
profesionales en el Derecho Alimentario
La consejera de Agricultura, Ganadería, Mundo Rural, Territorio y Población, Eva Hita,
ha participado esta tarde en el acto inaugural de las Jornadas de Derecho Alimentario
que reunirán desde hoy y hasta el viernes en la Bodega Institucional de La Grajera a
jueces y magistrados en un curso pionero en España en esta materia jurídica, que
convertirá a La Rioja en territorio referente sobre Derecho Alimentario. En el acto
inaugural han participado también la secretaria general técnica del Ministerio de
Agricultura, Pesca y Alimentación, Paloma García-Galán; el vocal del Consejo General
del Poder Judicial Juan Manuel Fernández; el alcalde de Logroño, Pablo Hermoso de
Mendoza, y el presidente del Tribunal Superior de Justicia de La Rioja, Javier Marca.
El acto ha contado también con la asistencia del director general de Justicia e Interior
del Gobierno de La Rioja, Jorge Medel.
Las jornadas que hoy se inauguran, y que serán clausuradas por el consejero de
Servicios Sociales y Gobernanza Pública, Pablo Rubio, reúnen a un significativo
número de representantes del poder judicial, la carrera judicial de España y altos
funcionarios. Las jornadas surgen del convenio firmado en este 2021 entre el Consejo
General del Poder Judicial y el Gobierno de La Rioja para convertir a la región en la
referencia en el país en materia de formación sobre Derecho Alimentario y para
favorecer que los profesionales reciban una formación actualizada en esta rama del
derecho, cuya acción se extiende desde la producción hasta el consumo de los
alimentos y bebidas y es un elemento básico para el desarrollo de la actividad
agroalimentaria.
Entre los asuntos que se abordarán en las jornadas en ponencias y mesas
administrativas y multidisciplinares figuran los fraudes alimentarios, los alimentos
transgénicos en la legislación española, las alertas alimentarias, así como la dimensión
social y cultural de la alimentación.
La consejera de Agricultura ha destacado que “la alimentación no es ajena a una
sociedad en la que los cambios científicos, técnicos, socioeconómicos y
medioambientales se multiplican a una velocidad inusitada y plantean importantes
retos”. A este respecto ha mencionado que “la urgente acción ante el cambio climático
recorre todos los procesos de la cadena agroalimentaria del campo a la mesa. La nueva Política Agraria Europea Común (PAC) adapta la agricultura al Pacto Verde
Europeo, que se propone crear un futuro para Europa inclusivo, competitivo y
respetuoso con el medio ambiente”. A este respecto, ha subrayado que “el objetivo es
crear una cadena alimentaria sostenible para los consumidores, los productores, el
clima y el medio ambiente”.
La consejera de Agricultura ha subrayado que “la pandemia de COVID-19 ha
recordado que, en un mundo hiperconectado, no hay fronteras geográficas ante los
riesgos emergentes”. Y ha apelado a aprender la lección de “la importancia de anticipar
los desafíos, de implementar enfoques comunes preventivos, de sumar el talento
científico sin fronteras y de coordinar respuestas multilaterales ante la envergadura de
los retos que vienen”.
Salud de los consumidores y del planeta
Hita ha apuntado que “la Unión Europea avanza hacia un modelo sostenible de sistema
agroalimentario, al tiempo que asume retos como la emergencia de nuevos patógenos,
el aumento de las resistencias microbianas frente a antibióticos, las nuevas tecnologías
alimentarias, la aprobación de nuevos alimentos, la lucha contra el fraude alimentario,
la coordinación para hacer cumplir las normas del mercado común europeo y la
garantía de la seguridad de los alimentos de la granja a la mesa, también para los
productos importados y exportados. El fin último es la salud de los consumidores y del
planeta”.
Para Hita, “la evolución de un concepto tan dinámico como la seguridad alimentaria y
la ambición de planteamientos como las políticas de Food Defense, como un enfoque
de protección global a la altura de las inquietudes de un mundo en el que las amenazan
se vuelven más sofisticadas”. Por ello, ha añadido, “debemos apostar por la
investigación, el desarrollo y la innovación de tecnologías punteras en la producción,
la conservación, el análisis y el control y la trazabilidad de la cadena agroalimentaria
para ahondar en el enfoque preventivo con una visión integral en todo el proceso
agroalimentario”.
Asimismo, ha afirmado que “ante esta realidad cambiante y compleja, la legislación se
adapta y se sitúa a la altura de la exigencia de los consumidores, la industria y las
autoridades, como comprobaremos en estas jornadas que nos reúnen en Logroño”.
Hita ha resaltado que “en este contexto de cambios profundos que exige nuestra
proactividad, tenemos un claro marco de acción: el cumplimiento de los Objetivos de
Desarrollo Sostenible en nuestra manera de producir, procesar y consumir los
alimentos. Con un objetivo fundamental y prioritario: garantizar una alimentación justa,
sostenible, equitativa y saludable. Solo en un mundo en el que podamos cubrir las
necesidades básicas de alimentación de la población y en el que podamos hablar de
una cadena agroalimentaria como verdadera cadena de valor para todos sus
integrantes podremos hablar de seguridad alimentaria”.